sábado, 8 de marzo de 2014

Federar al 99%

El otro día en Bruselas, durante la sesión de preguntas y respuestas que siguió a la intervención del premio Nobel de economía Joseph Stiglitz en el Fórum sobre desigualdad del grupo socialista en el Parlamento europeo, se proyectó el twit de un participante que sugirió el eslógan de "federar al 99%". Jamás se me hubiera ocurrido una forma mejor de sintetizar algo que he intentado expresar miles de veces con mucha menos brillantez: el hecho de que la cuestión del federalismo y las cuestiones sociales están intimamente relacionadas. No solucionaremos los gravísimos problemas que tenemos planteados en Europa y en el mundo, empezando por el agravamiento de las desigualdades, sin federarnos, es decir, sin superar los estados nación, especialmente allí donde esta superación ya se ha iniciado, pero no se ha completado: Europa. Apoyar soluciones nacionalistas binarias que no pasan por la superación del estado-nación en el marco del máximo respeto a todas las identidades impide solucionar los problemas sociales por dos razones: en primer lugar porque consume energías (europeas) escasas: qué tristeza ver a personas de trayectoria progresista decidir dedicar los últimos años de su vida activa a entelequias nacionalistas en lugar de a cambiar el mundo. Y en segundo lugar porque soluciones que no pasen por el federalismo (es decir, por la agregación en la diversidad) es imposible que consigan acabar con el fraude fiscal, o conseguir un reparto justo de la riqueza en la línea de las propuestas de Thomas Piketty, o combatir el cambio climático, o acometer los cambios estructurales en nuestra economía que reclamaba Stiglitz en su intervención y que reclama en su libro "The Price of Inequality".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada